Aloe: una mascarilla para desaparecer cicatrices

Hace poco, tuve un accidente, y por eso, tengo una cicatriz de color rosado y algo morada en la parte de la mejilla. Por eso, hoy he decicidido buscar una mascarilla casera para resolver ese problema, que claro, me hace sentir muy diferente cuando me miro al espejo. Desde hoy, voy a probar con esta mascarilla… tú también… ¿Y nos contamos los resultados en unops dos meses?

La pulpa de aloe vera o zábila puede aplicarse directamente sobre la zona afectada y mejora la apariencia de la cicatriz hasta tal punto que no es fácil identificar dónde estaba, pero eso sí la aplicación debe ser diaria y constante.

En el caso del aloe vera, existe una cataplasma muy buena para borrar cicatrices y cuyos ingredientes son 1 limón, 2 cucharadas de leche y pulpa de aloe vera.

Se prepara exprimiendo el zumo del limón y mezclándolo con la leche. Se untar con la mezcla la zona manchada y, cuando se seque, aplicar la pulpa del aloe vera y cubrirlo con una gasa o tirita. Se deja actuar toda la noche y, a la mañana siguiente, aplicar crema solar para hidratar la zona.